Más de la mitad de los colombianos no confían en la OMS

1 mes - Periodismo Ede Farkas 28
ARTICLE AD
marcha

Los colombianos son la segunda sociedad más satisfecha con su vida, según la Encuesta Mundial de Valores.

Foto:

Cesar Melgarejo / EL TIEMPO

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO

07 de agosto 2020 , 06:18 a.m.

Colombia es uno de los países en los que las personas están más satisfechas con su vida y, en contraste, donde son más desconfiadas, tanto de desconocidos como de las instituciones, como de la política e, incluso, de instancias internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Esta es una de las conclusiones que se extraen de los nuevos datos comparados de la Encuesta Mundial de Valores, un proyecto que desde 1981 investiga las características del pensamiento de personas de hasta 110 países y que en julio liberó una plataforma que permite comparar los resultados de sus investigaciones en 77 de ellos.

El estudio, que se realiza en Colombia desde hace 27 años y que actualmente cuenta con el apoyo de organizaciones como Confama, la firma Raddar e Invamer Gallup, incluyó en esta séptima ola a 129.000 encuestados a nivel global y sus datos, en palabras de Andrés Casas, investigador principal de la encuesta para el país, “siguen ayudando a abrir la caja negra del desarrollo, mostrando cómo la cultura afecta la variación que observamos en el éxito de unas sociedades y el fracaso de otras”.

(Le puede interesar: Reportan 315 nuevas muertes por covid-19; ya son 192.355 recuperados)

En ese sentido, destacan las respuestas referentes a qué tan a gusto están las personas con sus vidas en distintos países. Colombia, por ejemplo, es el segundo de la región en el que más personas se consideran completamente satisfechas con su vida, con un 41 por ciento de encuestados, solo por debajo de Puerto Rico, donde la cifra es de 46 por ciento.

El dato de satisfacción de Colombia es más del doble del de países como Argentina (18,9 %), Perú (18,2 %) y casi cuadriplica el de países como Estados Unidos (10,5 %) y Chile (12,5 %). También está por encima de las respuestas de Alemania (14 %) y Japón, donde solo el 5 por ciento de los encuestados aseguran estar absolutamente felices con su vida.

Este valor de satisfacción se mantiene, para el caso de Colombia, al preguntarles a las personas por la situación económica de sus hogares. El 19,5 por ciento de los colombianos afirma estar satisfecho con este aspecto, lo que ubica al país como el tercero del continente en el que sus ciudadanos están más conformes con esta situación, superado solo por Puerto Rico (24 %) y Nicaragua (21,8 %), y por encima nuevamente de Estados Unidos (7,3 %).

(Además lea: Cómo se contagió de coronavirus el expresidente Uribe)

Colombia también presenta un porcentaje de satisfacción con la situación económica más alto que el de países europeos con un producto interno bruto mayor, como Alemania, donde solo 14,8 por ciento se sienten completamente satisfechos con el estado financiero de sus hogares.

Desconfianza generalizada

En el otro extremo, sin embargo, estamos entre los países con valores más bajos en las preguntas referentes a la confianza. Solo el 4,5 por ciento de los encuestados en el país consideran que la mayoría de las personas son confiables.

La cifra es la tercera más baja de la región, junto con las de Nicaragua y Perú, ambos países con 4,2 por ciento.

Una mirada en este campo a otros países refleja un nivel de confianza mayor en países europeos, como España (41 %) y Reino Unido (40,2 %), y en menor medida, pero con valores superiores a Colombia, en países latinoamericanos. En Chile hay un 12,9 por ciento de confianza y en Argentina, un 19,2 por ciento.



Este grado de desconfianza es incluso mayor en el caso de personas de otra nacionalidad. Solo el 2,8 por ciento de los colombianos ven completamente con confianza a los extranjeros y el 73 por ciento asegura que confía poco o nada en ellos.

La cifra responde a una lógica regional. Otros países que en el último lustro se han convertido en receptores de migrantes venezolanos, como Ecuador, Perú y Chile, también presentan bajos valores de confianza en personas de otra nacionalidad, con 1,7 por ciento, 0,3 por ciento y 5,6 por ciento, respectivamente.

(Además lea: Indignación por megafiesta con cantantes y modelos famosos en Medellín)

Esta desconfianza, además, no se limita al campo social, y también se refleja en la postura de los ciudadanos frente al funcionamiento de la democracia y de las instituciones en general. Colombia es el segundo país de América más escéptico frente a las elecciones, por debajo de Guatemala.

Ante la pregunta sobre si confía en este mecanismo democrático, el 86,6 por ciento de los encuestados del país respondieron que “no mucho” o “en absoluto”. Los valores superan los de países vecinos como Ecuador (61 %), Chile (45 %), Estados Unidos (58 %), entre otros.

Para Casas, este contraste entre felicidad y desconfianza en Colombia es propio de un país tradicional, “con una alta afinidad con las redes de referencia, como la familia, pero un problema estructural frente a la relación con desconocidos y las instituciones”.

Este retrato de la sociedad colombiana, y sus diferencias con otras, es, para el investigador, clave para la toma de decisiones frente a una pandemia.

Las autoridades, agrega, “aún tienen la oportunidad de diseñar respuestas que tomen en cuenta las barreras mentales y socioculturales” particulares de los colombianos, como, por ejemplo, la postura frente a la Organización Mundial de la Salud, en la cual confían poco o nada el 56 por ciento de los colombianos encuestados.

Derechos de las mujeres y LGBTIQ, camino pendiente

En materia de equidad de género y derechos de la comunidad Lgbtiq, no obstante ciertos cambios, Colombia aún presenta un panorama mayoritariamente conservador. De acuerdo con los datos comparados de la Encuesta Mundial de Valores, el país registra el mayor porcentaje de personas en contra de la adopción por parte de parejas del mismo sexo, con un 55,6 por ciento que rechazan esta posibilidad.

El resultado es superior al de vecinos como Ecuador (44 %) y Perú (51,6 %), y Bolivia (35,7 %). El nivel de rechazo está, además, muy por encima del de otros países del continente, como Chile, con un 27,6 por ciento de personas que se opondrían a la paternidad por parte de parejas del mismo sexo, y Argentina, donde la cantidad es de 18,9 por ciento, un valor similar al de países europeos como Alemania (19,2 %).

(Le recomendamos: OMS: 6 candidatas a vacunas están en fase avanzada y 'hay esperanzas')

Esta postura también se refleja en que el 44 por ciento de los colombianos consideran que la homosexualidad no es “justificable”. Se trata del tercer porcentaje más alto en este ítem del continente, solo por debajo de Perú (49,2 %) y Nicaragua (54,9 %).

Coincidencialmente, estos dos países también son los únicos que superan a Colombia en la percepción general de desconfianza hacia las personas (ver nota principal).

En cuanto a preguntas sobre equidad de género, aunque con un camino por recorrer, Colombia no presenta el panorama más conservador de la región. El 48,9 por ciento de los encuestados, por ejemplo, consideran que es esencial para la democracia que las mujeres tengan los mismos derechos que los hombres, frente a un 16,8 por ciento que opina que no es esencial y un 34,3 por ciento que no responde afirmativa ni negativamente.

El resultado de Colombia es superior al de países vecinos, como Ecuador, donde el 41,6 por ciento considera la igualdad de derecho entre sexos como esencial para la democracia; México, donde el porcentaje es del 37,3 por ciento; y Perú, con un 38,3 por ciento.

Otras preguntas, sin embargo, reflejan que aún hay una gran prevención frente a aspectos como la equidad laboral. Un 44 por ciento de las personas consultadas en el país consideran que es un problema que una mujer tenga más ingresos que su esposo. La cifra es la tercera más alta del continente, por debajo de México (53 %) y Bolivia (51,5 %).

REDACCIÓN IMPRESO

EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS

Empodera tu conocimiento

leer todo el artículo